Aspectos Valorativos

La identificación del patrimonio cultural inmueble es una de las fases iniciales en el proceso de valoración de los conjuntos , edificaciones o espacios públicos considerados como componentes de la memoria de una localidad o de un centro histórico.

La identificación requiere de un proceso continuo que implica realizar una serie de visitas, registro fotográfico, consulta de archivos, conversaciones con la gente que habita los sitios, documentación que una vez registrada y sistematizada analiza y define el nivel de valoración, lo que permite tener una visión histórica y con soportes técnicos que hagan posible su clasificación como patrimonio cultural mueble e inmueble.

Es necesario tener en cuenta los aspectos que determinen la valoración del patrimonio cultural. En primer lugar, la visión monumental y tradicional que se apoya en consideraciones ante todo arquitecturales y urbanísticas y que a su vez se pueden descomponer en tres variables: el estilo, la integración en la morfología urbana y la antigüedad, En segundo lugar, el valor atribuido por la población en especial los aspectos funcionales y simbólicos de los elementos patrimoniales, a través de su peso histórico, político, religioso, cultural, social y turístico.

Por lo tanto se deben reconocer las variables correspondientes a 4 dimensiones del valor del patrimonio.

  1. El valor monumental.
  2. El valor histórico-cultural (que comprende las variables histórica, política, religiosa y cultural).
  3. El Valor socioeconómico (que comprende las variables social, turística y de frecuentación).
  4. El valor del inventario (que toma en cuenta el número de bienes patrimoniales como muebles, cuadros y esculturas).